Home‎ > ‎América‎ > ‎

USA-Recorriendo todos los Estados 77-79

Veranos  de 1977 a 1979

 Hay que disponer de tiempo para recorrer TODOS los estados. En USA  los trenes no llevan pasajeros, son solo de carga. En los tiempos del Oeste, como se ve en las películas, la gente usaba el tren para emigrar al Oeste, lo que suponía semanas. Eso acabó con la paciencia de un tal Sr. Ford que decidió fabricar coches para cruzar más rápidamente los estados, por cierto muy alejados entre ellos y muy grandes casi todos.

 Yo utilicé el mejor medio y el más económico que existía entonces: el autobús. Pues sí, recurrí a la mayor compañía de transporte de pasajeros  que cubría los 49 estados continentales: Greyhound (que quiere decir “galgo” y que, como se sabe por las películas, los laterales de los autobuses llevan pintado un galgo corriendo). Recorren todos los pueblos, los hay a todas horas, de día, de noche, etc. Llevan un aseo a bordo, los asientos son reclinables por lo que puedes dormir bien y las estaciones tienen unos servicios excelentes en los que puedes afeitarte, lavarte, etc. Esto supone que no tienes el por qué dormir siempre en un Motel como en las películas, no, muchas noches puedes pasarlas en el bus, sobre todo cuando se trata de largas distancias, aseándote por la mañana en la estación.

 Así que, de esta guisa, el menda se echó al “galgo” los meses que hicieron falta para patear miles y miles de kilómetros recorriendo la totalidad de los estados. Para estos menesteres utilicé el mes de agosto durante varios años. Fue muy agradable e interesante, conocí mucha gente y, además, me di cuenta de lo hospitalarios que eran los americanos. Con mucha facilidad me invitaban a su casa y me ofrecían cama y desayuno. No podía creérmelo pues no somos los europeos dados a meter extraños en casa, así como así. No conocían la desconfianza y se sentían orgullosos de llevarse a casa a un europeo; por la mañana me presentaban a sus vecinos y me pedían que contara mis aventuras y experiencias.

 
Comencé por una tanda del Este. Los americanos llaman estados del Este a aquellos situados al NE del de New York. Así por ejemplo: CONNECTICUT, MASSACHUSETTS, RHODE ISLAND, MAINE, etc. Su paisaje es verde y ligeramente accidentado, abunda el bosque templado, precioso al comenzar el otoño, y salpicado con bonitas casa de madera de techos afilados para soportar la nieve que se mantiene algunos meses. Su costa es abrupta y virgen y se encuentran poblaciones costeras realmente atractivas, como ocurre en Bar Harbour y New Port. Aquí se celebra la centenaria regata de la Copa de América. Gente hospitalaria, tremendamente nacionalista, los que más de USA, pues todos tienen la bandera a la entrada de casa; además extremadamente educada y con las mejores universidades del país: Yale, Harbour, etc. Se come muy buen pescado y hay abundancia de langosta a mitad de precio que en España. Justo antes de salir para este viaje, hice escala en New York por un par de días: Tanto yo como la chica que venía conmigo fuimos atacados en plena calle por un individuo negro, de grandes dimensiones, el cual nos propinó un par de puñetazos con la intención de quitarnos el bolso. No lo consiguió, pero la cara de mi compañera permaneció hinchada la primera semana de viaje.
 
Continué con los estados del Norte y Centro del país: MINNESOTA, NEBRASKA, WYOMING, COLORADO, SOUTH DAKOTA, etc. De ellos diría que salvo las Montañas Rocosas, el resto del paisaje es llano y monótono. Abundan las plantaciones de maíz y praderas enormes con ganado pastando. Son zonas rurales, más bien pobres, y muy poco pobladas. Concretamente el estado de South Dakota apenas llega al millón de habitantes. Fui invitado a una boda en una zona rural de Nebraska y no recuerdo haberme reído tanto en mucho tiempo. El padrino era el alcalde de la pequeña localidad de Friedman y utilizamos el coche de bomberos para la boda y hacer el gamberro. El bromista del padrino-alcalde nos dijo: podéis hacer lo que os de la gana en el pueblo, decir que sois amigos míos y el juez no os pondrá más de un mes de cárcel. Gente fenomenal, ingenua, primitiva y muy afectuosa. Se cocina mal en estos estados, salvo las costillas en la barbacoa acompañadas de mazorcas de maíz tostado untado con mantequilla. Algunas capitales son peligrosas como ocurre con Denver y Minneapolis. La visita a las Montañas Rocosas fue muy interesante, al igual que el famoso monte Rushmore, en donde están esculpidos los gigantescos bustos de los Presidentes, etc. Abundan los cowboys en los pueblos como el de Ogallala y se ven, con frecuencia, indios que bajan de las reservas.

 Y acabé, mis recorridos, con los estados de MONTANA, WASHINGTON, OREGÓN, ETC. Otro buen tute que me di por carreteras con tráfico pesado, formado por grandes plataformas y tráileres, con hasta 7 ejes y entre 26 y 30 ruedas, cargados de troncos, tablas, etc. Se trata de unos estados con enormes bosques (chopos, coníferas, robles, etc.) y modernísimas explotaciones madereras. Por los numerosos ríos descienden los troncos cortados, limpios y agrupados, que llegan hasta los puertos o aserraderos. Me detuve en Pórtland, Oregón, a orillas del río Columbia y con  mucho tráfico fluvial. Calles y zonas residenciales cuidadas y, curiosamente, fuentes cada 100 metros; muy moderna y, al mismo tiempo, con tranvía. No encaja con los bosques madereros. Seattle, capital de Washington, también tiene edificación de rascacielos, en el downtown, entre los que hay detalles de arquitectura avanzada; por otra parte tiene una zona antigua, mal conservada y sin arquitectura alguna. Moraleja: no todo lo viejo es bueno. Sí tiene un mercado al aire libre con interesantes puestos de cerámica. En cuanto a Montana: bosques, montañas, parques, poca población, verdes pastos y géiser volcánico por varios sitios. Un placer por su parecido con el norte de España

 El reportaje fotográfico de aquellos años ha ido envejeciendo y han sido pocas las fotografías que ha merecido la pena escanear; por otra parte, mi cámara de entonces tampoco valía mucho. En fin, ahí están, espero no me juzguéis muy severamente. Con independencia de estos veranos he viajado varios años por estados que no menciono aquí como son el caso de Hawai, Nueva York, Puerto Rico (asociado), California, Nevada, Washington DF, Arizona, etc. que están reflejados en otros tantos viajes de esta web.

 Enlace al ÁLBUM DE FOTOS